Hoy

Estándar

Vacía, es así como me siento.

 ¿Qué más podía dar? Si dejé de ser yo para satisfacer a los demás.

 ¿Cómo exigir que te ofrezca alegría y cariño, cuando de ti sólo recibía lo contrario?

 ¿Cómo desechas a las personas como meros objetos que ya no necesitas en tu vida?

 ¿Se puede estar realmente alegre y tranquilo cuando inflinges tanto dolor o decepción a alguien?

 ¿Acaso te importa si las lágrimas que hoy caen sobre mis mejillas, son sólo el resultado de sus acciones?

 

Se la respuesta a todas estas preguntas, pero me pregunto si alguna vez tu te habrás cuestionado al respecto.

 Hay decisiones y actitudes que no pueden justificarse con la inmadurez o la edad, porque se necesita una cabeza o un corazón frío para herir a alguien y dejarlo a atrás, como algo que ya no es útil para nada.

 Es muy fácil hacer críticas, y mucho más sencillo aún es pedir que te presten atención y te traten con cariño y dulzura, muy sencillo verdad? Lo que no resulta fácil es pensar en que cuando pides miel sólo das amarguras, en que te muestras como un Dios al que piensas que se le debe rendir pleitesía a pesar de sus actitudes, Déjame decirte algo, te equivocaste.

 Ya no seré yo quien te ruegue que te quedes, porque no me interesa que permanezca en mi vida alguien que sólo se limita a criticar todo cuanto soy sin pensar en su propio proceder y en el daño que causa. Quizás cuando aprendas a admitir que TU, eres un ser humano que no está libre de cometer equivocaciones, entonces entenderás mejor las debilidades que existen en los otros.

 Yo si tengo la fuerza hoy para reconocer mis errores, y se que tu no puedes decir lo mismo por ahora. Yo si puedo tratar de compensar aquello que he hecho mal, con acciones y no con palabras que no denotan ningún compromiso, puedes hacer tu lo mismo?. Creo que hoy más que nunca se que cada persona constituye una isla de pensamientos, sentimientos, cualidades y defectos que debo entender de forma individual, algo que no merece ser lastimado,  no podría vivir tranquila si lo que ago afecta de forma negativa la vida de otros. No puedo ser yo la que lastime con la misma fuerza con la que he sido lastimada. No quiero ser la responsable del dolor de terceros, sino más bien de  sus alegrías y triunfos. No quiero ser a quien quieran olvidar, sino q quien quieran recordar, por estar allí, a pesar de todo.

 Se que mis expectativas son altas, y que con el tiempo aunque sea inconcientemente lastimaré a alguien, me asusta pensarlo, pero las probabilidades de que eso ocurra son altas.

 Me siento vacía, sí, hueca, como un simple caparazón que no tiene nada que ofrecer en su interior, nada que valga la pena ver, conocer, querer o cuidar. Debo ser yo el problema. La incapaz de transmitir felicidad a alguien, algo inerte y sin valor. No puede hacerme la ciega porque estas líneas la escriben los fantasmas de aquellos que decidieron alejarse de mí y que al irse me enseñaron que aunque duela aceptarlo, Nadie es imprescindible.

 He rogado por la presencia de las personas equivocadas y he dejado ir a otros que si merecían quedarse, la razón?, orgullo. Sin embargo, quizás hoy también deba dejar atrás a aquellos que se fueron y aprender que hay caminos que debo recorrer sola, sin aferrarme a nada ni a nadie, porque la presencia de muchos en nuestra vida es tan efímera, que aferrarse tanto a ese alguien sólo puede hacernos daño.

 Hoy miro hacia adelante. Agradezco al ser supremo por esos pocos valientes que decidieron quedarse a mi lado a pesar de todos mis defectos, quizás vieron algo aunque sea un poco significativo en esta cosa hueca que soy.

 Hoy también decido cerrarme a ti, y a todo lo nocivo y tóxico que representas, hasta el ser más vicioso puede regenerarse a veces. Hoy rompo los que nos unía, no lo hiciste tu antes?, sólo que yo te destierro de mi vida sin retorno. Ya no hay segundas oportunidades, porque estoy tan cansada, cansada de ser siempre la que mendiga el cariño y la atención de alguien. No quiero más migajas. Quiero que estén a mi lado los que quieran estar por decisión propia, los que aceptan a este saco de huesos a pesar de no tener mayor cosa que ofrecer, los que se atrevieron a ver más allá de lo que esta a la vista día tras día.

 Hoy te dejo ir esperando que alguna vez tengas dudas. Te dejo la tarea de pensar en la decisión que tomaste y en si es la correcta, y que sea cual sea la respuesta que encuentres, la asumas, como yo asumí que he estado equivocada.

 Hoy asumo el peso que implica cambiar a la persona que he aprendido a ser durante todo este tiempo. Hoy tengo que aprender a desaprender.

 Se feliz T.

 

Anuncios

»

  1. Me Identifico bastanteh con estoh k escribisteh , es tan ironico como hay personas que a tu vida por razones inciertas y te haces sufrir de tal manera que llegas a pensar que eres tu la del problema, cuando en realidad son ellos que no saben apreciar lo que tienen…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s